enero 27, 2023

Marca Personal

Santa Fe, Argentina

Solari: “En Vitoria encontré la tranquilidad y un lugar hermoso para vivir”

Muchos santafesinos emigraron durante la pandemia para buscar mejores perspectivas en el exterior. Uno de ellos es Emiliano Solari, quien crece muy lejos de sus afectos, en Vitoria (País Vasco, norte de España).

Mimo charló con MP Digital y en el arranque recordó que “me fui el 2 de agosto de 2021, con la premisa de buscar estabilidad laboral, mejor calidad de vida. Crecer ante todo, algo que por suerte pude plasmar en este tiempo”.

Más adelante apuntó que “llegué con una mano atrás y otra adelante a Vitoria, pero con la suerte que el yerno de Gabriel Darrás es Pato Garino, quien tenía un emprendimiento de empanadas. Los padres me prestaron alojamiento, tardé dos meses en conseguir los papeles de trabajo y hoy puedo decir que estoy como encargado de una de las cadenas”.

El básquet, su pasión, tampoco quedó de lado, tanto dentro como fuera de un rectángulo. Así lo refrendó el exjugador de Macabi: “Me contacté antes de venir con Araberri Basket, el otro equipo de Vitoria. Empecé a jugar a nivel local, como un Federativo de Santa Fe. Y también tuve la chance de dirigir U15, una de las categorías formativas”.

En otro tramo de la entrevista reconoció que “desde marzo de 2022 por mi trabajo no juego, de a poco volveré al poder arreglar algunos horarios. Lo necesito para despejarme, estoy cerca de mi lugar de residencia. Ahora estamos en lo que serían vacaciones de invierno para los argentinos”.

Claro que Mimo también eligió estudiar periodismo deportivo, al aseverar que “no me podía quedar con el trabajo que tenía, sabía que podía hacer mucho más. Antes de elegir Educación Física había pensando en periodismo deportivo. No puedo ejercer por homologación, me motivó retomar un viejo sueño. Con la pasión que traemos por el básquet, arranqué on line, con prácticas y la idea es ver hasta donde puedo llegar”.

Solari también resaltó que “en Vitoria encontré la tranquilidad, no solo porque el dinero te alcanza, podes ahorrar, poder viajar, vas por la calle tranquilo, hay jóvenes y gente grande. La ciudad es muy bella, con el mar a 40 minutos. La gente se queja del clima porque no tiene de que quejarse digo yo, realmente es un lugar hermoso para vivir”.

En la parte final, admitió que “desde que me fui tengo contacto con mi familia o amigos de manera virtual. Uno por allí quisiera comer un asado con amigos, ir a pescar a la isla. Estoy pasando aún ese proceso de inmigrar. Hay muchos santafesinos en distintos lugares de España y todos pudieron avanzar en sus proyectos”.