“Posiblemente hice las cosas muy mal para no dirigir en Santa Fe”

“Posiblemente hice las cosas muy mal para no dirigir en Santa Fe”

“Posiblemente hice las cosas muy mal para no dirigir en Santa Fe”

Impactos: 605

Sergio Martín, entrenador de vasta experiencia en el básquet nacional, charló con Marca Personal sobre diversos temas y no dudó en expresar que “por mi carácter no soy fácil de llevar”.

Si decir la verdad o no ponerse el casette es generar polémica, tal vez esta nota lo haga. Pues el objetivo de Marca Personal, rumbo a los 25 años de existencia, no es otro que reflejar los testimonios de nuestros protagonistas.

Cuando hablamos de “nuestros” son todos aquellos que le dan vida al básquet de la Asociación Santafesina. Después de liderar un proceso desde reconstrucción en Náutico El Quillá, Sergio Martín está despidiendo sin trabajo 2018.

El experimentado entrenador charló con MP de diversos puntos y dejó jugosas respuestas que ponemos a considerar de nuestros cibernautas. En el inicio hizo un balance de su paso por el Tiburón y expresó que “fueron 8 temporadas, en los tres primeros años hasta U17 y después pudimos con los chicos del club anotar U19 y Primera. Desde 2013 se inició un proceso nuevo, dándole rodaje a los más chicos, participando de ligas provinciales. Al principio nos costó competir pero era la única manera de afianzar el proyecto con chicos que fueron haciendo un recorrido en el club hasta llegar a Primera”.

Y más adelante, agregó: “El desarrollo de todo un trabajo y la competencia, dejando de lado los resultados, nos empezó a elevar el nivel, el desafío era sostener y mantener ese proyecto que a la larga fue dando frutos. En 2014 llegamos a las semifinales de la Liga Provincial y fuimos terceros con la U15 en la Asociación, en 2015 con esos mismos jugadores armamos U17 y conseguimos los dos títulos en la parte inicial del año, todo fue una clara prueba del sostenimiento para luego proyectarse en categorías superiores”.

Su experiencia y aquilatada trayectoria que lo catapultó a distintas esferas de la Liga Nacional parecieran no ser decisivas al momento de tener trabajo. Por eso cuando lo consultamos, desde su óptica, cuáles son las razones por las que no está dirigiendo, el DT enfatizó que “muy posiblemente haya hecho las cosas tan mal para que en Santa Fe no esté dirigiendo, no me puedo ir lejos por cuestiones laborales a pesar de recibir un par de ofertas, ahora también tengo mi punto de vista de lo que es el básquet, por mi carácter no soy fácil de llevar, no soy influenciable, eso para mi forma de vida es un paradigma, para los demás es un problema. Hay mucha gente nueva que desconoce quizás los años que uno lleva en esto. Es una buena pregunta para hacérsela a los dirigentes”.

En tren de ampliar su opinión respecto a no poder estar a cargo de ninguna banca en la Asociación Santafesina, Martín agregó que “mi carácter me lleva a tener el respeto como base, no tengo problemas en mi profesión de abogado bajo ningún punto de vista de cómo me manejo en los años que tengo ejerciendo, no soy de llamar a nadie queriendo tener ningún tipo de manejo subterráneo con nadie, no toco ningún timbre ni llamo a dirigentes, tal vez eso no me permite dirigir, pero no voy a cambiar porque eso hace a mi cultura de la honestidad, con lo que no es mi idioscincracia caer simpático o intentar adular para conseguir trabajo de entrenador”.

Al estar al frente hasta no hace mucho de categorías formativas y Primera también le permite dar su visión del momento en el que se encuentra la actividad a nivel local. En este sentido enfatizó que “siempre se puede estar mejor, no veo un nivel de juego que me sorprenda, analizo el juego, nunca tomo como comparación la alta competencia pero si creo que los equipos de básquet pueden intentar jugar muy bien tanto en el asociativo, como la Copa Santa Fe, Torneo Federal o categorías superiores. Desarrollar una idea de juego y todos los puntos de observación en el trabajo, siendo cada estamento responsable de un equipo, todos deben bregar para mejorar siempre la imagen. Algunos pueden decir que crecieron y practican un básquet efectivo, por lo que yo veo los que marcan una tendencia son los que pueden tener mejor personal en cantidad y calidad de jugadores. Ahora en lo que respecta a la idea del juego es muy pequeño el alcance que se puede percibir en algunos partidos de nuestra competencia”.

Lejos de ponerse nervioso por esta situación que acompaña actualmente, el estratega sostiene que “de ninguna manera estoy intranquilo, deseché como te dije anteriormente ofertas de afuera, gente que me tiene en cuenta, por lo que yo estoy viendo no se busca un sostenimiento, idea o proyecto en los clubes, los que más chicos tienen son los que pueden sostenerse y proyectarse más arriba, lo importante es que los de segunda línea puedan acercarse a los mejores, esa fue la idea que tuvimos desde el inicio en El Quillá y se fue dando en base a un trabajo. No pretendíamos ser campeones pero siempre apostamos al crecimiento, incluso con la visita de prestigiosos entrenadores como Fabio Demti, Miguel Volcan Sánchez, Maximiliano Seigorman o el mismo Oveja Hernández”.

En la parte final hubo un párrafo especial para el rol de la dirigencia, especialmente la vinculada al básquet santafesino. Entonces el pensamiento que tiene Martín lo llevó a expresar que “el dirigente tiene que ver más allá de su club y debe proyectar dejando de lado los intereses por sus hijos. Yo siempre cuento que la mejor experiencia que tengo es con una persona que no tenía hijos jugando al básquet (Zito Kritzcausky, Secretario de Ferro Carril Oeste). Es muy complicado querer desarrollar una idea específica con padres que pretenden ser dirigentes, en una primera etapa de El Quillá en los años 2015 y 2016, la política era que los que acompañaban el básquet debían tener premisas claras y no el beneficio propio, si eso sucede y el pretender interceder para acomodar propios beneficios se trunca la pretensión de alcanzar logros comunes. Cuando uno debe discutir proyectos e ideas o estructuras, es muy difícil que el interlocutor entienda que esto excede que determinados chicos hijos de dirigentes sean campeones o protagonistas, es mucho más amplio esto”.

Marca Personal Web

leave a comment

Create Account



Log In Your Account